Módulo 1: Comunicación - Parte 2

¿Qué vas a encontrar en esta primera sesión de Teoría?

Comunicación – Parte 1

  1. Introducción a la comunicación
  2. ¿Como responder a la pregunta: ¿Cómo estas?
  3. La importancia de hablar utilizando la 1ª persona del singular
 
Comunicación – Parte 2
 
  1. Expresar lo que me ocurre Aquí y ahora
  2. Sustituir los «pero» por un «Y»
  3. Evitar formular preguntas y convertirlas en afirmaciones
  4. La importancia de El ritmo, la velocidad y la respiración en el habla.

1.- Aquí y Ahora

Además de hablar en primera persona os invito también a hablar en tiempo presente. Hablar mas de lo que hay aquí y ahora, que de lo que fue allí y entonces.

  • Habla de lo que te ocurre y te preocupa ahora, más que de lo que fue en el pasado o lo que será en el futuro.
    • Si quieres hablar de un conflicto que ocurrió en el pasado, te invito a que lo compartas y además expreses como te afecta hablar de ello en el ahora.
    • Si quieres hablar del futuro, te invito a que lo compartas y además expreses como te afecta hablar de ese futuro en el ahora.
  • Habla de lo que te ocurre aquí en clase con tus compañeros y profesor/terapeuta, en vez de lo que te ocurre fuera.
    • Si quieres hablar de algo que ocurrió fuera de clase, te invito a compartirlo y además expresar que te ocurre aquí en clase cuando lo compartes.
  • Habla mas de tu experiencia real, lo que sientes en tu cuerpo, tus emociones y lo que perciben tus sentidos en vez de lo que tu mente imagina.
    • Nos pasamos el día imaginando i fantaseando sin darnos cuenta de que lo hacemos. A veces incluso tomamos como real aquello que nos hemos imaginado.

¿Por que motivo se recomienda utilizar el Aquí y el Ahora en la comunicación?

  • Esta filosofía del Aquí y el Ahora la tomo de la gestalt y es compartida con otras muchas disciplinas espirituales orientales.
  • Comunicarnos desde el aquí y el ahora nos permite estar conectados con uno mismo.
  • Este tipo de comunicación nos permite crecer y madurar así como conectarnos con lo espontáneo y lo auténtico.
  • Hablar del aquí y el ahora nos da fuerza para responsabilizarnos de lo que nos ocurre, hacernos cargo de nosotros mismos y coger la fuerza para decidir y actuar.
    • Hablar del pasado y del futuro poniendo atención a la emociones que aparecen cuando lo contamos, nos ayuda poner consciencia y a transitar el contenido emocional de lo que narramos.

4.- Sustituir el “pero” por “y”

Sobretodo cuando invito a los alumnos a expresar como están, aparecen mucho frases tipo:

  • Estoy nerviosa, pero con curiosidad.
  • Estoy cansada, pero con ganas.
  • No me apetece hacer la clase, pero estoy bien.

El pero se “carga” todo lo que hay delante de la frase. Podemos ver como en las frases anteriores el mensaje real que se emite teniendo en cuenta esto:

  • Estoy con curiosidad
  • Estoy con ganas
  • Estoy bien

Sin darnos cuenta, utilizamos el pero para eliminar aquellos estados o partes de uno mismo que no nos gustan. De algún modo le quitamos importancia al hecho de estar nerviosa, cansada o que no me apetece hacer la clase, como si eso no fuera correcto o no debería ser así. Al final quitarle importancia a nuestros nervios, cansancio o el no apetecer, estamos quitándonos importancia a nosotros mismos.

Mi propuesta en clase, y en la vida, es poner atención a los “peros” y cuando me doy cuenta que los uso, cambiarlos por un “y”. Veamos los ejemplos de nuevo:

  • Estoy nerviosa y con curiosidad
  • Estoy cansada y con ganas
  • No me apetece hacer la clase y estoy bien

Te invito a leer de nuevo en voz alta, las frases con Pero y con Y, y que pongas atención a como cambia tu cuerpo, tu posición corporal, tu tono de voz y tus sensaciones internas.

Cambiar los “peros” por “y” no es tarea fácil, ya que algunas personas estan muy acostumbradas a utilizar esta estructura. La invitación es simplemente a poner atención a tus “peros” y de una forma compasiva con uno mismo empezar a cambiarlos por “y”.

Añado a este apartado un comentario sobre el final de la tercera frase “pero estoy bien”, o coletillas similares como: “pero bien”, “pero todo bien”. Me encuentro muchas veces en clase alumnos que de forma automática terminan todas sus frases con alguna de estas coletillas. Esta coletilla es como una justificación, una manera de quitarle importancia a todo lo que he expresado antes. Te invito a darte cuenta si tu las usas y a simplemente ponerle atención, es una forma mas sofisticada de añadir un pero en tu forma de comunicar y al mismo tiempo de quitarle importancia a tu propio discurso, o lo que es lo mismo, quitarte importancia.

Sustituir el “pero” de nuestras frases por una “y” nos ayuda a:

  • Darnos cuenta de aquellos estados o partes nuestras que de forma inconsciente las juzgamos como “malas” o las negamos.
  • A incluir a través de nuestro lenguaje todos nuestros estados de animo y así abrir la puerta a aceptarnos y querernos; tanto si estamos tranquilos como nerviosos, cansados o con energía y con ganas o sin.

3.- Evitar las preguntas y convertirlas en afirmaciones

Me encuentro también muchas veces, alumnos que se expresan utilizando preguntas en vez de afirmaciones. Mi invitación en estos casos es en primer lugar a alentar al alumno para que se de cuenta de que ha realizado una pregunta en vez de una afirmación y en segundo lugar a que se responda el mismo.

Muchas veces estas preguntas vienen camufladas en forma de “duda” e incluso hay personas que utilizan de forma constante la coletilla “no se” al final de la frase. Un pequeño truco para cuando utilizamos el “no se” es transformarlo en un “si se” y igual que en los apartados anteriores observar que efecto tiene en nuestro cuerpo esta manera de expresarnos.

6.- El ritmo del habla y la respiración

Otro aspecto importante en referencia a la comunicación es el ritmo o la velocidad que utilizamos para hablar y muy relacionado con esto la manera que tenemos de respirar cuando nos comunicamos.

  • Por un lado me encuentro personas que hablan muy deprisa y respiran de vez en cuando, sobretodo cuando tienen que hablar de ellas mismas.
  • Por otro lado me encuentro personas que tienden mas a quedarse calladas y sin darse cuenta, estar conteniendo la respiración.

Podemos decir que en relación a este tema hay dos maneras de desconectarse de uno mismo:

  • La primera es hablar deprisa
  • La segunda es no respirar

Por consiguiente, una manera de aprender a estar conectado con uno mismo es hablar despacio, poniendo atención a la respiración y haciendo pausas para respirar si es necesario.

Utilizar esta técnica para comunicarse puede ser muy difícil para algunas personas, esta claro que cada uno tenemos ritmos diferentes de hablar, con lo que no buscamos una misma velocidad de parla en todo el mundo, sino simplemente bajar un poco las revoluciones del parloteo, para facilitar la conexión con uno mismo.

Por otro lado la respiración es una herramienta muy eficaz para conectarnos o desconectarnos de nosotros mismos. Por un lado, cuando tenemos miedos, nuestra respuesta automática es cortar la respiración, desconectarnos de la sensación de miedo para poder estar alerta ante el peligro. Por otro lado, la respiración continua y profunda nos permite soltar el control y poder dejar transitar la emoción a través de nuestro cuepro, hablaremos mas de este tema en apartados  posteriores.